logo de Andalucía Diversa

andalucíadiversa
Revista Digital

Carnaval
Jueves, 27 Febrero 2014 10:19

Córdoba se queda sin Domingo de Piñata

Piñata Piñata en.wikipedia.org
Por 

En Córdoba, este año hablar de Carnaval es hablar de la polémica prohibición del Ayuntamiento de no celebrar ninguna fiesta no religiosa en periodo de Cuaresma. Eso significa que todas las actividades carnavalescas que se celebren a partir del 5 de Marzo, Miércoles de Ceniza, no contarán con el apoyo económico del Ayuntamiento, gobernado por el PP.

Así lo establece el convenio que firman anualmente el consistorio y la Asociación Carnavalesca de Córdoba. El presidente de esta asociación, Antonio Navajas, se quejaba de que el Ayuntamiento haya puesto esta condición para subvencionar las actividades de carnaval, y justificó su firma porque o firmaban o se quedaban sin subvención. Según Antonio Navajas, con esta decisión el Ayuntamiento cumple una petición expresa de las cofradías religiosas, que reclaman la supresión de fiestas paganas en tiempos de Cuaresma.

La concejala de Fiestas y Tradiciones Populares, Amelia Caracuel, intentaba restar importancia a esta polémica y respondía que las fechas para la celebración del carnaval se establecieron en una reunión conjunta del consistorio con la Asociación Carnavalesca. Según, Caracuel, si se suprimen las actividades de carnaval en Cuaresma es sólo para que no se solapen las fiestas.

La prohibición afecta fundamental a la fiesta conocida como Domingo de Piñata, que se celebra el domingo siguiente al Miércoles de Ceniza. El Domingo de Piñata es una tradición que se celebra en varias regiones de España. Con ella se pone punto y final a las actividades de Carnaval. Durante la celebración, se produce la conocida como quema del dios Momo. Los vecinos se reúnen en las principales plazas de las ciudades para escuchar el pregón, a cargo de una personalidad relacionada con el mundo de la cultura o el carnaval, y se procede a la quema del muñeco que representa al dios Momo, el dios griego de la burla y el sarcasmo. Esta ceremonia tiene un origen tan incierto como el del Carnaval. No se sabe bien desde cuándo se celebra ni qué pueblo empezó a hacerlo, aunque el dios Momo esté relacionado con la mitología griega. La quema de este muñeco simboliza el fin de la alegría y de los excesos propios de Carnaval, dando paso a la Cuaresma, un tiempo de reflexión y prohibiciones. Su significado y simbología es similar al del entierro de la sardina, otra ceremonia que supone el fin de los Carnavales y el inicio de la Cuaresma.

Pero el tema de las fechas no es el único frente abierto entre el Ayuntamiento de Córdoba y la Asociación Carnavalesca. Desde la Asociación también se quejan que el Ayuntamiento les debía 97.600 euros, un impago que no se ha solventado hasta hace poco, después de que las agrupaciones carnavalescas emitieran un comunicado y convocaran una manifestación de protesta. La concejala de Fiestas y Tradiciones Populares, Amelia Caracuel, intentó restar importancia a este retraso alegando que es un problema que ha también ocurría con el anterior consistorio de Izquierda Unida. Sin embargo Antonio Navajas, presidente de la Asociación Carnavalesca de Córdoba, se quejaba que hayan tenido que protestar para que se les haga caso.

El desencuentro entre Ayuntamiento y agrupaciones carnavalescas se ejemplificó en la presentación del cartel de Carnaval, y la pena es que esta polémica va a deslucir unas fiestas populares de gran tradición en la ciudad.

-->
-->