logo de Andalucía Diversa

andalucíadiversa
Revista Digital

Ciudad Verde
Miércoles, 15 Octubre 2014 21:50

Consejos e inventos para un hogar verde

Tejado "eficiente" Tejado "eficiente" Daniel Villaroel - Flickr
Por 

La huella ecológica mide cuántas hectáreas del planeta necesitamos cada persona según los recursos que se consumen en cada lugar del mundo. Un cálculo indica que mientras en algunos países consumen la mitad de lo que sería sostenible, unas 1,8 hectáreas aproximádamente, aquí consumimos más del triple. ¿Cómo reducir nuestra huella ecológica y gastar menos?

En Copenhague, una ley obliga a las nuevas construcciones a tener en sus tejados y azoteas algún tipo de vegetación. Además de mejorar la climatización del edificio, aislándolo del frío, se pueden cultivar frutas, verduras y flores. También actúa como barrera acústica y no sólo tiene beneficios para el interior del hogar, sino que también hacia el exterior, ya que estos “techos verdes” filtran los contaminantes y el CO2 del aire. De hecho, esperan que con esta normativa, aprobada el pasado agosto, la capital danesa sea neutra respecto a sus emisiones de dióxido de carbono en 2025, es decir, que filtre todo el que produzca.

En el ámbito doméstico, hay otras medidas de ahorro energético y de agua que, además de reducir la factura, sirven para reducir la huella ecológica. Unas, en forma de repensar los hábitos de consumo; otras, en forma de ingenio.

El agua caliente representa casi el 90 por ciento del consumo energético de una lavadora. Además, como en cualquier electrodoméstico, un mantenimiento periódico contribuye a minimizar su consumo. En este caso vigilar la cal que se acumula en las resistencias. Dos estudiantes de Estados Unidos, Alex Cabunoc y Ji A You, han dado un paso más en cuanto a una máquina y una forma de lavar económica y ecológica. En una visita que hacían a Cerro Verde, un barrio de Lima. Allí vieron a la gente lavando la ropa en el río, algo que les llevaba mucho tiempo hacer y se les ocurrió idear un aparato que hiciese esta tarea más llevadera. Y así nació la GiraDora, que es una lavadora-secadora manual. Más bien, funciona a pedales y es similar a una papelera con un tambor de lavadora en posición horizontal. No consume energía eléctrica ninguna y se comercializa por unos 35 euros. En este vídeo de SustentarTV explican su funcionamiento y sus ventajas:




Otra tarea cotidiana que consume gran cantidad de energía es cocinar. Un paso, en este caso, sería ser conscientes de todas las precauciones que se pueden llevar a cabo al realizar esta tarea. Por ejemplo, tapar el recipiente para no desaprovechar tanto calor. Si es una vitrocerámica apagar un poco antes y aprovechar el calor residual para acabar la cocción. Si se puede, utilizar recipientes para cocinar de cerámica o de acero inoxidable, ya que son buenos conductores del calor; si son planos, gruesos y de la misma circunferencia del fuego de la hornilla o de la placa, son más eficientes. El recipiente utilizado puede reducir hasta la mitad el consumo energético para la misma tarea, como con las ollas a presión o la cocina al vapor.

En cuanto a la higiene personal, resulta más difícil prescindir del agua caliente. La Organización Mundial de la Salud estima que el consumo de agua necesario para todas las necesidades básicas de hidratación, higiene y limpieza de de 100 litros por persona y día. En España se consumen 142 litros, según el Instituto Nacional de Estadística. Consejos para ahorrar agua hay algunos y fáciles: ducharnos en lugar de bañarnos, cerrar el grifo mientras nos enjabonamos o nos cepillamos los dientes, usar un vaso o el lavabo tapado en lugar de dejar que corra, al igual que tener agua fría en la nevera en lugar de dejar que corra para que se enfríe. A la hora de lavar los cacharros, dejar el tapón del fregadero puesto y utilizar ese agua para enjabonar. El objetivo es utilizar sólo el agua que necesitamos y no desperdiciar ni una gota de la que tengamos que utilizar.

Para calentar el agua para la higiene personal, existen inventos caseros similares para calentar el agua con botellas y tubos de goma. El principio que utilizan es el siguiente: unas botellas ya usadas, de plástico o de cristal, aumentan la energía calorífica producida por el sol. Además, contienen un tubo por el que circula el agua. Este tubo hace que el agua discurra lo suficientemente lenta como para que se caliente tanto como para ser utilizado para la higiene personal hasta unos 60ºC.




En cuanto a la iniciativa pública en Andalucía, en relación a la sostenibilidad de los hogares, es reseñable que la última edición de los premios Sustainable Energy Europe y ManagEnergy, organizados la Comisión Europea, y considerados como uno de los más prestigiosos en relación con la sostenibilidad energética, han tenido como finalista una iniciativa de la Agencia Andaluza de la Energía. Hablamos del Programa Andalucía A+ Ahorrar en casa, que es un programa de ayudas, en el marco del Programa para el Desarrollo Energético Sostenible de Andalucía, que se inició en diciembre de 2010 y continua en vigor. Los objetivos son mejorar la eficiencia energética de las viviendas, fomentando el uso de sistemas domésticos de energía renovable e incrementando el uso de vehículos híbridos y eléctricos y, al mismo tiempo, reducir la factura energética, contribuyendo al tejido empresarial mediante la participación activa en el programa de pequeñas y medianas empresas.