logo de Andalucía Diversa

andalucíadiversa
Revista Digital

Libertad de Expresión
Miércoles, 04 Febrero 2015 23:30

Edu Galán: "Hay andaluces que saben respetar la Libertad de Expresión, y otros grupos que todavía viven anclados en el siglo XIX"

Edu Galán, co-fundador de la revista Mongolia Edu Galán, co-fundador de la revista Mongolia Autor: Guadalupe de la Vallina
Por 

“¿Cómo no te vas a reír como revista satírica de un libro que dice que un señor resucitó al tercer día?” Desde su nacimiento, en marzo de 2012, la revista satírica Mongolia se ha caracterizado por reírse de todo y de todos y por provocar y faltar al respeto, algo fundamental para una publicación de este tipo, según uno de sus fundadores, Edu Galán. Sin embargo, esta actitud les llevó a protagonizar una polémica en nuestra comunidad al utilizar la imagen de la Virgen de la Macarena en dos de sus carteles. La revista se vio obligada a suprimirla de su publicidad cuando la Hermandad sevillana registró la imagen de la Virgen como marca comercial, algo demencial según nuestro invitado, que lo considera sin duda “un pecado muy gordo”. Con Edu Galán tuvimos el placer de hablar en nuestro programa de ayer sobre esta polémica y sobre los límites de la Libertad de Expresión.

En enero de 2013, la revista Mongolia organizó un acto de presentación en Sevilla. Para tal evento, diseñaron un cartel con la imagen de la Virgen de la Macarena que fue muy criticado por un sector de la población sevillana. Sin embargo, la polémica aumentó al año siguiente, cuando la revista volvió a utilizar la imagen de la Macarena para promocionar esta vez su musical. En este caso, los dirigentes de la Hermandad no se quedaron sólo en las críticas sino que pasaron a la acción con un burofax en el que se les exigía retirar la imagen de la Virgen, no por atentar contra el sentimiento religioso, sino porque era una imagen de marca registrada, lo que, según Edu Galán, uno de los fundadores de Mongolia, da lugar a “una segunda reflexión: si tú crees que puedes registrar comercialmente la imagen de la Madre de Dios, yo creo que estás cayendo en un pecado muy gordo”.

Respecto a esta polémica, el co-fundador de la revista Mongolia reconoce que “hay una parte de andaluces que son racionalistas, que saben respetar lo que es la Libertad de Expresión, y otros grupos que todavía viven anclados en el siglo XIX”. Trata de buscar una justificación a este pensamiento en que en España hemos sufrido durante 40 años “una dictadura en la que cualquiera que hiciese la mínima referencia a la religión católica le podían meter en la cárcel y hacer cosas peores”.

Los límites del Código Penal

Entre las críticas que recibió la publicación por estos carteles destacó la del propio alcalde sevillano, Juan Ignacio Zoido, que llegó a afirmar que “la libertad de unos termina donde empieza la de otros”. Una afirmación que, según nuestro entrevistado, no deja de ser “una frase política”, que sólo busca “exacerbar los sentimientos”.  “En España hay una cosa maravillosa, a la que por ejemplo la Hermandad acudió, que se llama el Código Penal, que establece perfectamente qué límites se pueden rebasar de la Libertad de Expresión y cuáles no. Y afortunadamente estos no son los que marca el alcalde de Sevilla”. Entre esos límites penales están los chistes sobre víctimas de terrorismo y otros sobre sentimiento religioso, artículo que Edu Galán califica de “completamente vergonzoso” porque “es completamente aleatorio, no se sabe bien qué son los sentimientos religiosos y sólo se refieren a los católicos”. Aún así, reconoce que “la Libertad de Expresión está marcada por el Código Penal, y no por declaraciones grandilocuentes y populistas de un alcalde”, en referencia a las palabras antes mencionadas de Zoido.

Charlie Hebdo y la hipocresía española

Sobre lo ocurrido en la revista satírica francesa Charlie Hebdo, similar en cuanto a formato y contenido a Mongolia, Edu Galán admite que es mejor “no pensarlo demasiado” y que también tienen “una sensación de que tienes que rendir homenaje a compañeros que han sido asesinados por expresarse, por ofender”. En este sentido, destacó que existe también “el derecho a la ofensa” y criticó la hipocresía de muchos de los que han defendido en los últimos días la labor de Charlie Hebdo y que, en cambio, se indignan cuando la religión satirizada es la católica. “Aquí en España es habitual que no moleste tanto entre la gente de la religión católica la portada de Hebdo pero una que hicimos nosotros con Jesucristo con unas bombas pues sí molestó extraordinariamente”. Con el mismo tono satírico y burlesco de su revista, Edu Galán ironizó con que la gente se sienta ofendida  porque una revista satírica critique “creencias irracionales propias del siglo XIII”. “¿Cómo no te vas a reír como revista satírica de un libro que dice que un señor resucitó al tercer día?”

 

Por último, calificó de “vergüenza” la presencia del presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, en la manifestación a favor de la Libertad de Expresión celebrada en París hace unas semanas. “Ver a este presidente que tenemos que parece un muñeco de ventrílocuo, que parece un teletubbie que sale en el plasma, detrás de una insignia de unos compañeros nuestros parece una broma macabra cuando ahora por manifestarte te pueden meter unas multas terribles”, comentó respecto a la entrada en vigor de la Ley Mordaza. Precisamente sobre este tema hablarán en el próximo número de la revista Mongolia, que saldrá a la venta este viernes.

Si quieres, puedes escuchar la entrevista completa en el siguiente podcast.

-->
-->