logo de Andalucía Diversa

andalucíadiversa
Revista Digital

Andalucismo
Miércoles, 30 Septiembre 2015 16:08

Nacionalismo, separatismo, regionalismo o independencia: ¿la España de las comunidades?

Banderas autonómicas Banderas autonómicas (cc) clubliberal.org
Por 

Pedanías que quieren ser municipios, municipios que se sienten parte de otras provincias, provincias que se sienten marginadas u olvidadas dentro de sus comunidades, regiones que sienten que reciben un peor trato por parte del Estado. El mapa de España está lleno de sentimientos de pertenencia e identidades, salpicados por una riqueza lingüística excepcional y utilizados como arma política cuando se quieren buscar complicidades. Hoy nos preguntamos ¿qué respaldo ciudadano tienen las opciones nacionalistas e independentistas que existen en casi todos los territorios?

No nos detendremos en las elecciones catalanas cuyos resultados y debate están frescos aún. Tras Cataluña, el debate nacionalista y separatista ha estado protagonizado por el País Vasco con lamentables y condenables episodios de violencia y terrorismo. En esta época de calma y relativa normalidad en la vida y las instituciones vascas nos encontramos con estadísticas que afirman que sólo 3 de cada 10 sigue apostando de un modo decidido por la independencia. Los datos son el último Euskobarómetro que dice que un 55% de los vascos aseguran tener pocos o ningún deseo de una Euskadi independiente. Los resultados de las últimas autonómicas y municipales, sin embargo, siguen arrojando buenos resultados para los partidos nacionalistas. El PNV sigue siendo la opción más votada, con el 34% de los votos; seguidos de Bildu, con el 24%, en las últimas autonómicas. Los porcentajes son muy similares si miramos los resultados de las municipales.

Seguimos el recorrido por Galicia, comunidad con fuerte presencia e influencia del PP, el nacionalismo está muy fraccionado y en las últimas convocatorias electorales han concurrido muchas siglas con carácter regionalista, aunque la mayoritaria hasta hace poco, está perdiendo fuerza. Nos referimos al Bloque Nacionalista Gallego. En las últimas elecciones, las municipales, seguía siendo la tercera fuerza política de Galicia, obteniendo el 13% de los votos. Hace ocho años, obtuvo el 19%. Si miramos los resultados en convocatoria autonómica, en las últimas elecciones gallegas, en 2012, el BNG sólo obtenía el 10% de los votos y 7 escaños. Por delante, con el 14% de los votos y 9 escaños, se situaba la coalición Alternativa Gallega de Izquierdas, AGE.

Si miramos a Valencia, una región cuyo discurso nacionalista está muy influenciado por lo que ocurre en Cataluña, vemos un incremento importante del respaldo ciudadano hacia los discursos y opciones nacionalistas. La fuerza que ha adquirido Compromís en la última convocatoria de municipales y autonómica se traduce en ayuntamientos tan simbólicos como de la capital y en porcentajes que superan el 18% de votos, 9 puntos por encima de lo que conseguían en 2011.

Algo parecido sucede en las Islas Baleares, donde a los deseos de unión con Cataluña se suman demandas y denuncias por situaciones derivadas de la insularidad. Aquí encontramos dos formaciones, Més y Pi, que se disputan la izquierda y la derecha de un electorado nacionalista. Ambas formaciones consiguieron sumar el 20% de los votos en la última convocatoria del mes de mayo.

Para finalizar, nos marchamos hasta Canarias. Aquí Coalición Canaria se ha mantenido desde hace años en el primer y segundo lugar en cuanto a votos. Pero si comparamos, los resultados autonómicos de 2015, con un 18%, suponen un retroceso frente a las elecciones de 2011, cuando lograba hacerse con uno de cada cuatro votos.

Para consultar todos los datos, os dejamos el siguiente enlace con resultados electorales
http://elelectoral.com/2015/05/la-evolucion-en-escanos-de-los-resultados-electorales-en-cada-comunidad/