logo de Andalucía Diversa

andalucíadiversa
Revista Digital

Carnaval
Jueves, 27 Febrero 2014 09:16

Orígenes del carnaval

Por 

Son muchos los historiadores y antropológos que ubican el origen de la celebración del carnaval en las fiestas paganas grecorromanas, como las que se hacía en honor al dios Baco, dios del vino romano, las saturnales para loar a Saturno, o incluso más atrás en aquellas que realizaban los egipcios para venerar al dios Buey, Apis.

En este sentido podríamos rastrear los orígenes de fiestas similares conceptualmente a lo que conocemos como carnaval en las antiguas civilizaciones sumerias y egipcias que florecieron hace más de 5.000 años. Estas celebraciones que invertían el orden establecido se difundirían a través de Europa junto al Imperio Romano, y de ahí sería llevado por españoles y portugueses a América.

Don Carnal y Doña Cuaresma

Por el contrario, otros muchos investigadores destacan la relación existente entre el carnaval, tal y como lo conocemos hoy, vinculado a la previa de las restricciones de la cuaresma cristiana, como una tradición con elementos demasiado particulares como para ser herederos de los ritos paganos que hemos mencionado anteriormente.

En este sentido, explican que el término carnaval proviene del latín ‘carnelevarium’, que significa “quitar la carne” haciendo una referencia explícita a la prohibición del consumo de carne durante la cuaresma. Por lo general, la celebración del carnaval se concentra en los tres días previos al Miércoles de Ceniza, momento de inicio de la cuaresma, aunque cada cultura ha ido adaptando la celebración a sus propias tradiciones.

El carnaval es una fiesta ¿transformadora o conservadora?

Siempre hemos analizado el carnaval un elemento de transgresión social, unos días en los que damos la vuelta al poder, o el poder nos permite darle la vuelta a la realidad, para por unos días se cumpla la utopía. Sin embargo, pasados los días de carnaval, todo vuelve a ser igual. Esta simple sensación ha dado mucho que pensar a los antropólogos, os proponemos dos textos para ayudaros a sacar vuestras propias conclusiones, y nos preguntamos juntos: ¿Es el carnaval una fiesta transformadora a nivel social o bien es un elemento, una herramienta que ha utilizado el poder establecido como válvula de escape social?

“Todo, aparantemente, nos induce a entender el carnaval como una fiesta que subvierte el orden establecido, aunque este “poner cabeza abajo” el mundo sea sólo temporal y luego la gente vuelva a su realidad cotidiana con arrepentimiento y los antropólogos continúen discutiendo si en realidad el carnaval ha cubierto una función transformadora o de conservación.”

http://www.gazeta-antropologia.es/?p=3803

Eliseo Fernández Cuesta. Profesor de enseñanza secundaria y antropólogo. Granada. Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.

“El carnaval puede considerarse como una fiesta caracterizada por la transgresión metafórica o ritual de las normas establecidas. Un gran número de ritos del carnaval incluyen una inversión de estatus, sexos, edades, roles… Ahora bien, los ritos de inversión conducen a una "experiencia estática", a una exaltación del sentido de comunidad -comunitas-, seguido de un regreso a la estructura social normal.”

Javier Marcos Arévalo.

Departamento de psicología y antropología. Universidad de Extremadura. Cáceres. Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.