logo de Andalucía Diversa

andalucíadiversa
Revista Digital

Espacios Culturales
Jueves, 07 Abril 2016 12:19

Relaciones entre la cultura y los espacios en el "otro" centro de Sevilla

Fachada de la Casa Grande del Pumarejo Fachada de la Casa Grande del Pumarejo
Por 

Hay un área geográfica urbana donde las iniciativas culturales vecinales y ciudadanas proliferan. Entre la Alameda de Hércules; de plazas como la del Pumarejo o la del Pelícano; de calles como San Luis, San Blas, Pasaje Mallol, Castellar, nace una cultura hecha por y para la gente. Una zona del centro de Sevilla, alejada del turismo de masas y sin franquicias ni enormes superficies comerciales, es un referente de la capital andaluza en cuanto a concentración de iniciativas sociales, culturales y artísticas. Gran parte de estas iniciativas tienen en su genética la horizontalidad entre sus integrantes. La toma de decisiones en estos proyectos suele ser de forma asamblearia y conjugan la independencia en su funcionamiento con la colaboración con otros proyectos a la hora de tejer redes o desarrollar iniciativas.

Sabiendo que son muchas para mencionarlas todas y que seguramente en los próximos meses se desarrollen nuevas iniciativas y otros espacios se sumen o cambien su idiosincrasia actual, vamos a hacer un pequeño recorrido para conocer algunos proyectos y su relación con diferentes espacios. Y viceversa. Porque hay espacios que acogen numerosos proyectos, proyectos que se desarrollan en múltiples espacios y, otros, que no se desarrollan en ninguno espacio físico y encuentran en el espacio virtual de Internet su lugar de desarrollo.


Casa Grande del Pumarejo, un espacio con muchos proyectos

Hoy es un emblema para el barrio, pero la gestión del espacio y su uso para gestar y poner en común iniciativas culturales ha llegado tras años de lucha. En el año 2000, se compra la mitad de la Casa Palacio del Pumarejo para construir un hotel de lujo y se intenta expulsar a 12 vecinas y 10 comerciantes. En defensa del espacio y de las personas que lo habitaban y trabajaban en él se creó una plataforma para reivindicar un uso social de la Casa del Pumarejo y rechazar la especulación, derivada de planes urbanísticos municipales y europeos, que amenazaban su carácter comunitario.

En la actualidad, la Casa Grande del Pumarejo acoge un gran número de iniciativas culturales al uso, como talleres de italiano, capoeira o proyecciones de cine. No se trata solamente de ofrecer actividades culturales, sino de construir una cultura social y cívica de participación, y acoge la actividad de colectivos como la Oficina de Derecho Social, la PAH, la Liga de Inquilinos, Mujeres Supervivientes o la Moneda Social. Un espacio compartido y gestionado por vecinas y vecinos que, de esta forma, se convierte en patrimonio vivo para la ciudadanía.

"Se ha convertido en el emblema para nosotros el espacio en sí, lo que arrastra su cultura, la gente que ha estado viviendo allí, cómo lo ha defendido, cómo han ido conservando sus costumbres populares... es una manera de ligar lo anterior con el presente con el futuro. La verdad es que se dan situaciones muy interesantes" (Toñi, integrante de la Casa Grande del Pumarejo)


MyPlayz, un proyecto con muchos espacios

Tiene poco tiempo de vida, pero ya es un referente en el panorama cultural de Sevilla por lo innovador de su propuesta: personas, a título individual, ofrecen un espacio privado, dígase su casa o un local, para que se realicen en él actividades culturales, sobre todo musicales y teatrales.

Dentro de los principios de la economía colaborativa, es un canal donde artistas, espectadores y espacios se relacionan de forma directa gracias a la infraestructura de su web, MyPlayz.com, que ahora mismo tiene cinco "experiencias" en cartel. Pero más allá de la oferta de eventos, lo que pone este proyecto de manifiesto es la necesidad de muchas propuestas culturales de encontrar un espacio donde puedan ser presenciadas; y la predisposición de muchas personas en ofrecer un espacio para ese fin, trasladando la concepción de otras redes, como BlaBlaCar o AirBnB, de utilizar elementos privados para un uso común y aprovechar de mas formas las potencialidades de su utilización.

"MyPlayz es un lugar de encuentro, una comunidad que crea y comparte experiencias culturales espacios privados... Difundimos que la Cultura que la cultura es una responsabilidad y queremos animar a los ciudadanos a ser protagonistas culturales y participar de forma activa en la Cultura" (Sara Robles, fundadora de MyPlayz)


Maldita Cultura, difusión en el espacio virtual

Si en lugar de medir el espacio en metros cuadrados, lo medimos en bits de información, Maldita Cultura ocupa mucho espacio. Y en ella han tenido cabida, no sólo un gran número de iniciativas, eventos y protagonistas de la cultura actual, sino también reflexiones críticas acerca del lugar que ocupa la Cultura en la actualidad y en épocas anteriores.

Se trata un medio de difusión por Internet formado por jóvenes periodistas y comunicadores para ofrecer "alternativas arriesgadas y originales frente a la cultura mediática y tradicional". Entre estas alternativas caben la música, el arte, el audiovisual,... hasta los videojuegos. Un reflejo de la cultura joven y realizada por personas que son prácticamente "nativas digitales", activas en la producción de cultura en diferentes ámbitos y cuyos artículos se mueven cómodamente entre el periodismo y la literatura.

"Maldita Cultura tiene como motivaciones principales... que nos gusta escribir y nos gusta mucho cierta parte cultural con poca proyección dentro del circuito comercial habitual" (Manuel Nuño, uno de los fundadores de Maldita Cultura, donde realiza tareas de redacción y gestión de contenidos)


Barrio Abierto

Vista parcial de los Corralones del Pelícano (foto: Chardin López)

Los espacios salen a la calle. Hace ocho ediciones nacía una iniciativa de las personas que participan en los corralones del Pelícano para visibilizar todos los proyectos y actividades que se realizan en sus locales, como ensayos de grupos o talleres de artesanía. Llega a esta edición como una iniciativa que abarca a otros espacios cercanos, como la Casa Grande del Pumarejo, los corralones de Pasaje Mallol o el Huerto del Rey Moro.

La cita, el fin de semana del 14 y 15 de mayo, con diferentes actividades en diferentes espacios. En la página de FB de Barrio Abierto habrá una información pormenorizada de las actividades durante los días de celebración de las jornadas.

"Las jornadas surgen por la necesidad de mostrar nuestros espacios y nuestra actividad artística al resto de Sevilla... Al conocer esto la gente de fuera de Sevilla lo encuentran como un lugar maravilloso; sin embargo, de cara a la ciudad siempre ha aparecido como algo más desconocido..." (Marcos Domínguez, escultor, tiene un taller en los Corralones del Pelícano y participa activamente en la organización de las Jornadas)


V aniversario de la Asociación Cultural Trompeta Verde

Actuación en Trompeta Verde (foto: Canijo Montesinos)

Otro espacio que "sale a la calle" para hacer más visibles las actividades que se realizan en su seno es la A.C. Trompeta Verde, aprovechando la ocasión de su quinto cumpleaños. En este caso, el evento tendrá lugar en el Huerto del Rey Moro el 23 de abril, desde la 1 del mediodía hasta casi la medianoche, con grupos musicales, radio en directo y otras actividades socioculturales.

De hecho, esta asociación cuenta con tres pilares fundamentales: un espacio de reunión para desarrollar iniciativas, una radio online (ambas situadas en la calle Castellar) y un estudio de grabación para los grupos del barrio (en los corralones del Pelícano).

"Los principios, sobre todo, son que todos colaboramos porque el proyecto sea posible... ganas de colaborar y trabajar en equipo. Las personas que quieran proponer una actividad, que pueda resultar de interés y necesiten de un espacio, pueden hacerlo..." (Nieves Martín, integrante activa de la A.C. Trompeta Verde)

Existen más espacios con una filosofía similar, un número que se multiplica si contamos las iniciativas que acogen. En este sentido, se pueden mencionar Tramallol, La Casa Ensamblá, La Matraka, ... hasta en furgoneta, como la La Red Van.

-->
-->