logo de Andalucía Diversa

andalucíadiversa
Revista Digital

Sin techo

Sin techo

Vivir en la calle no plantea solamente necesidades de tipo habitacional. El acompañamiento o el asesoramiento en derechos sociales y ante las instituciones son otro tipo de recursos que precisan las personas sin hogar y que trata de atender La Carpa. Uno de sus integrantes, Felipe García Leiva, antropólogo e investigador en exclusión social, nos cuenta acerca de este proyecto.
Dignidad, estabilidad, salud, higiene, autoestima. Un punto de equilibrio en vidas complejas, sin exigencias. Son algunas de las sensaciones que proporciona para las personas que viven en la calle tener un techo. Pero no un techo cualquiera, no un albergue, un cajero o un hospital. Un piso, con sus platos que fregar, sus suelos que barrer y sus camas. Pero también sus puertas para tener seguridad e intimidad. Un lugar al que vincularse, con el que generar el sentimiento de pertenencia y, a partir de ahí, intentar organizar el resto de la vida.
Este mes de Noviembre es el elegido por muchas entidades y organizaciones sociales para realizar campañas de sensibilización para alertar de la situación que viven las personas sin hogar. Se acerca el invierno, y con él el frío, que puede ser mortal para las miles de personas que no tienen un techo donde refugiarse. Según los datos oficiales del Gobierno, en España cada seis días muere una persona sin hogar. Un colectivo que ha aumentado un 30% los últimos años y que podría estar en torno a las 30.000 personas, aunque podrían ser muchas más, ya que es difícil hacer un censo oficial. ¿Quieres saber qué puedes hacer tú por ellos? Te contamos algunas iniciativas.
Esta semana hablamos de las personas sin hogar, y en el apartado de historia nos trasladamos a la mayor ciudad de la Antigüedad, la pequeña aldea de la península Itálica que durante siglos dominó el mundo conocido, y también, la ciudad que acumulaba un mayor número de personas sin hogar vagando por sus calles y dependiendo de la ayuda imperial. Empezamos.
-->
-->